La Elegancia

Papá: Julia! Cómo se te ocurre echarme pasta de dientes en la cabeza?!

Julia: Ha sido idea de Gonzalo.

Papá: Habrá sido idea de Gonzalo pero bien que le has seguido el rollo. Hacer algo y echarle la culpa a otro es poco elegante.

Julia: Tú sí que eres poco elegante, ¡todo el día con tus camisetas de WordPress!

J: Mamá, ¿recortar es de chicos? X: Con el día que tuvimos ayer, ¿todavía me preguntas si hay cosas de chicos o de chicas? J: No, si yo ya lo sé. Era para ver si tú eras “constiente”.

  • J: Mamá, ¿recortar es de chicos?
  • X: Con el día que tuvimos ayer, ¿todavía me preguntas si hay cosas de chicos o de chicas?
  • J: No, si yo ya lo sé. Era para ver si tú eras “constiente”.

J: Mamá, ¿por qué paramos mañana? X: Para demostrar que somos necesarias y que si paramos nosotras, se para el mundo. J: Y si paran los hombres, ¿no se pararía el mundo? N: No, Julia, si paran los hombres, se llama domingo.

  • J: Mamá, ¿por qué paramos mañana?
  • X: Para demostrar que somos necesarias y que si paramos nosotras, se para el mundo.
  • J: Y si paran los hombres, ¿no se pararía el mundo?
  • X: No, Julia, si paran los hombres, se llama domingo.